Medico
    • 08 ENE 16
    • 1
    El sinvivir de un alérgico

    La eclosión de la flor del olivo sitúa a las alergias en su punto álgido.

    Hacer la instrucción cada mañana para un militar alérgico es un suplicio que puede acabar con este soldado a las pocas horas en el Hospital. Una simple salida al parque es para muchos niños un suplicio al llegar a casa. La alergóloga Cristina Del Olmo habla para ABC de las limitaciones en la vida diaria de un alérgico. «Quita mucha calidad de vida, tanto niño que están en edad escolar, como laboralmente, o incluso en mujeres embarazadas; les limita desde el sueño a impedirles hacer deporte o dar un simple paseo», advierte. A las conjuntivitis y rinitis como primeros síntomas de la aparición de la alergia le siguen otros más graves que pueden ocasionar crisis de bronco espasmos.

    La doctora De Castro, especialistas de Adeslas, Clínica El Brillante y Milenium, explica que en estos momentos hay una alta incidencia de crisis alérgicas, coincidiendo con las altas temperaturas y la eclosión de la flor del olivo. «En Córdoba está el olivo recién abierto, con reacciones muy graves que se constatan por una mayor visita a Urgencias. «En estos casos más graves se dan crisis de bronco espasmos provocadas por una inflamación de la mucosa bronquial, sobre todo, en niños y en adultos jóvenes». En estos días, tanto la flor del olivo como las gramínias son dos pólenes que se encuentran en su punto más álgido, advierte esta alergóloga. «Y lo más grave, es que el alérgico no nace, sino se hace», explica De Castro. De hecho, insiste en que «uno no nace alérgico sino que hay muchísimos adultos jóvenes que empiezan con rinitis y conjuntivitis y evolucionan a un cuadro mucho peor».

    El porqué de este aumento de la incidencia de la alergia se trata de explicar en dos teorías. La primera de ella es la denominada «Teoría de la higiene», que se da porque el sistema inmunológico que tiene que combatir contra enfermedades parasitarias, al no encontrarlas porque la sociedad está muy desarrollada, se dispara al detectar estos pólenes. La otra teoría pasa por el aumento de la agresividad de los alergenos. Es decir, «los pólenes de las zonas más industrializadas expresan en su superficie más proteínas de defensa y son más alergénicos, como ocurre en Córdoba», destaca De Castro.

    Otro de los elementos que más alergias provoca son los plátanos de sombra, que pese a estar detrás de muchas alergias se siguen sembrando en las ciudades. Los tratamientos son de tres tipos. El primero de ellos es el denominado preventivo, por el que se recomienda salir a la calle con mascarillas de filtro 3M, que no deja pasar partículas o gafas de sol. También irse a la playa es una solución, aunque no al alcance de todos. Además está el tratamiento sintomático a base de la administración de antihistamínico, tanto orales como tópicos (spray para la nariz y colirio para los ojos) o el uso de corticoides, siempre bajo la supervisión médica.

    Por último, está el tratamiento etiológico, que es el más eficaz, reconocido por la OMS. Se trata de identificar el polen causante de la alergia, y de desensibilizar al paciente con vacunas. Es la llamada inmunoterapia. Lo más novedoso en materia de alergias es el diagnóstico molecular por el que los especialistas en alergia «afinan» un poco más. De Castro explica que con un análisis «IgE» y con «Microarraiz», que es una técnica muy novedosa, se puede determinar a través de un panel de 112 alérgeno los alérgenos, tanto de alimentos como de inhalantes (pólenes) específicos.

    Fuente: ABC Sevilla

    Deja tu comentario →
  • Publicado enSr WordPress on 8 enero, 2016, 11:24 am

    Hola, esto es un comentario.
    Para borrar un comentario simplemente accede y revisa los comentarios de la entrada. Ahí tendrás la opción de editarlo o borrarlo.

    Responder →

Deja tu comentario

You must be logged in to post a comment.